MVC
- 2 de febrero de 2009 -
English Português
Evangelio
Meditación
Archivo
Subsidios
Quienes somos
Enlaces
Ticker
Comparta NE
Escríbanos
Ayude a NE



Otros recursos:

Exhortación apostólica post-sinodal del Papa Benedicto XVI "Sacramentum caritatis"

Conferencia de L.F. Figari en el Congreso Mundial de Movimientos Eclesiales (texto resumido-versión oral)

Encíclica del Papa Benedicto XVI "Deus caritas est"

Mensaje final del Sínodo de los Obispos sobre la Eucaristía

Entrevista al Fundador del Movimiento de Vida Cristiana sobre el Sinodo

Noticias de la Familia Sodálite

Noticias del Fundador de Movimiento de Vida Cristiana

Noticias del Sodalicio de Vida Cristiana

¡Gratis! Tema alusivo a Noticias Eclesiales para tu pocket pc

Descargue Gratis libro electrónico con la Carta Encíclica Ecclesia de Eucaristía

Carta Encíclica Ecclesia de Eucaristía del Papa Juan Pablo II

Descargue Gratis devocionario mariano "Con María en Oración"

Haga de ésta su Página Inicial

Este site publica también en formato RSS

 

- Búsqueda -

 
 

Con momentos de gran emotividad fue clausurado el I Congreso de Espiritualidad Sodálite

Lima, 2 (NE - eclesiales.org) Con una intensa ceremonia de clausura culminó este sábado el I Congreso de Espiritualidad Sodálite, que se realizó en el Museo de la Nación, en la ciudad de Lima, del 27 al 31 de enero. El evento congregó a más de 1,200 participantes que colmaron cada día el auditorio principal y la sala Nazca del Museo de la Nación. La clausura del Congreso, tras intensas jornadas de oración y reflexión, se inició a las 8 de la noche con un acto de acción de gracias a Dios y unas palabras de agradecimiento a cuantos han hecho posible la realización del gran evento, de parte del Hno. Ignacio Blanco, quien exhortó a los participantes a vivir una vida cristiana comprometida y a ser coherentes con el don que como miembros de la Familia Sodálite han recibido del Espíritu Santo. Entre los presentes en la ceremonia de clausura se encontraba el Arzobispo Emérito del Cuzco, Mons. Alcides Mendoza Castro.

Habló luego D. Luis Fernando Figari, Fundador de la Familia Sodálite, quien en una intensa improvisación hizo un recorrido por lo que significaba el I Congreso de Espiritualidad Sodálite para la familia espiritual y para la Iglesia. Durante su intervención, analizando con realismo al mundo y la cultura de hoy, y los problemas que tiene el hombre y la mujer moderna para seguir decididamente al Señor Jesús, realizó una bella y profunda reflexión sobre los Pastores de Belén, su miedo y su confianza en la intervención angélica para ir al pesebre y pedirle a María "queremos ver al Niño"; igual destacó cómo los Reyes Magos de Oriente dieron un salto de confianza en Dios y se lanzaron, dejándolo todo, a seguir a un astro, hasta llegar ante María y pedirle, sin duda, "por favor muéstranos al Niño". Como ellos, debemos vencer los miedos y acercarnos a María Santísima para implorarle "queremos ver a Jesús", como hicieron aquellos griegos de los que habla el Evangelio, diciéndole a Felipe: ¡queremos ver a Jesús!

Igual, señaló más adelante, debemos hacer nosotros, pedirle a la Virgen: "queremos ver a Jesús", y Ella nos responderá: "Haced lo que Él os diga". Pasó a reseñar las palabras de Jesús desde lo alto del Gólgota y el sentido del gran don de la maternidad de María con que hemos sido regalados. "He ahí a tu Madre", es el mensaje clave por el que Cristo nos invita a recorrer el sendero de la piedad filial. Con palabras intensas cuya profundidad hacía eco en el auditorio, habló testimonialmente del proceso de amorización, y de lo que significaba encontrarse con Jesús, Luz del mundo y cómo se encendía en el Corazón de la Madre un fuego alimentado por el Espíritu Santo.

Culminó con vibrantes palabras exhortando a dejarse encender en el fuego del amor que ardía en el Corazón Inmaculado, a no poner obstáculos, a acoger la invitación de Jesús, del Papa Juan Pablo II y del Papa Benedicto a tener fuego y así "convertirse en antorchas ardientes que con el óleo del Espíritu Santo ardan intensamente en nuestros corazones dando luz a un mundo que anda en tinieblas, ardiendo con intensidad para alejar el frío que amenaza de muerte a tantos".

Tras sus palabras se inició una liturgia presidida por el Arzobispo Alcides Mendoza, quien dio su bendición a todos los participantes del I Congreso de Espiritualidad Sodálite, con la que concluyó la ceremonia.